sábado, mayo 12, 2007

Descargar los datos fiscales... haciendo el pino

Este año me disponía a cumplir con mis obligaciones tributarias con entusiasmo..., y no porque esperase una cuantiosa devolución. Resulta que hace unas semanas descubrí con emoción que la Agencia Tributaria había lanzado una versión multiplataforma del programa de cálculo de las retenciones del IRPF. Por algún extraño motivo asumí que iba a poder escribir este artículo alabando ese gran paso para el ciudadano que habría sido no tener que buscar un ordenador con Windows, Internet Explorer, privilegios de administrador, y alguna versión de Java del lustro anterior, para conseguir hacer la declaración de la renta.

Como no había instalado el programa de cálculo de las retenciones (no es una tarea que yo haga habitualmente), pues no sabía en ese momento que no funcionaba, al menos en mi equipo. La verdad es que no era algo muy difícil de imaginar viendo el formato que habían elegido para empaquetarlo. De todos modos no es mi objetivo criticar la forma en que han realizado la implementación, no vaya a ser que los desanime ahora que han empezado. Esperemos que estén cogiendo experiencia y que en próximos intentos descubran los mecanismos de empaquetado del siglo XXI.

En fin, después de darme cuenta que había sido demasiado optimista me puse a la faena, pensando que quizá el año que viene consigamos dar otro pasito y no le di más vueltas. Así, descargué e instalé el programa "Renta y Patrimonio 2006", (en el directorio predeterminado ya que pretendía usar las opciones telemáticas), le asigné privilegios de administrador al directorio (este año no iba a pasarme otra vez lo de tener la declaración a medias y al intentar guardarla descubrir que iba a tener que volver a empezar), instalé la versión de java recomendada, importé mi certificado digital a Internet Explorer y me dispuse a descargar los datos fiscales para incorporarlos directamente a mi declaración. Abordé estas tareas con disciplina y absoluta resignación, si cuestionar lo absurdo de la mitad de las operaciones que acabo de describir y sin intentar descubrir el misterioso proceso de razonamiento que las había motivado. Esto ya lo había hecho en campañas anteriores, así que este año decidí ser disciplinado e incluso usar Internet Explorer si era necesario.

El caso es que después de rellenar las seis primeras pantallas y dar al botón “Incorporar datos fiscales”, pensé que todo iba sobre ruedas y que en una hora más o menos iba a conseguir terminar presentando la declaración de forma telemática. Lejos de finalizar la operación satisfactoriamente obtuve este error, que no conseguí averiguar a qué se debía:


Guardé la declaración (al menos tenía los datos personales), cerré mi sesión y como no estaba dispuesto a tener problemas, decidí hacer todo en adelante como usuario administrador (afortunadamente tenía esta posibilidad). Los niños que lean esto no deben intentar repetirlo... no es una buena práctica usar un ordenador como usuario administrador ni aunque uno crea que sabe lo que hace. Yo sé lo que hago y utilizo un usuario sin privilegios.

Sin embargo, aquí es donde empezaron mis verdaderos problemas, justo cuando pensaba que habían terminado. Para empezar, sólo es posible incorporar los datos fiscales en el exacto punto que he descrito antes así que tuve que volver a rellenar las seis pantallas cada vez que abría y cerraba el programa para probar algo nuevo. Más privilegios, cambio en las extensiones asociadas a determinados tipos de archivo, navegador predeterminado, otras versiones de java, y otro montón de tonterías que se me fueron ocurriendo o que leí en la sección de preguntas frecuentes y que no me llevaron nada más que a perder el tiempo. Por señalar algo positivo, importar los datos personales desde la declaración del año anterior hace todo esto algo menos pesado, pero aun así hay que pasar por seis pantallas para llegar al botón “incorporar datos fiscales”.

Cuando ya iba a desistir y después de haber dedicado un par de horas a estropear la configuración del ordenador, finalmente conseguí mis datos fiscales como suelen resolverse estas cosas, probando algo que no venía a cuento fruto de la desesperación. Resulta que utilizando esta dirección:

https://www5.aeat.es/es13/h/servurls.html
?WEB=INTERNET&PRG=100&EJE=2006
&VER=1.01&URL=DFC&EXT=?nif=[nif]&ape=[apellido]

en la que
[nif] = tu número de nif
[apellido] = tu primer apellido


que forma parte del mensaje de error, conseguí acceder a la descarga de los datos fiscales. Mira que sería sencillo un enlace desde el portal de servicios personalizados de la campaña de la renta. Al menos ahora está documentado algo parecido en la sección de preguntas frecuentes como último recurso.

Resumiendo, que me apunto otro fracaso más, porque aunque haya conseguido descargar los datos fiscales habría tardado mucho menos escribiéndolos a partir de la documentación que he recibido por correo ordinario. Cuando termine de revisar la declaración, y la presente de forma telemática, espero poder apuntarme el éxito por haber ahorrado unos folios, que al fin y al cabo el medio ambiente saldrá beneficiado. Lo que tengo asumido es que tendré que crear un agujero de seguridad en el ordenador que justificaría apuntarme otro fracaso, pero de eso es mejor ni hablar... al fin y al cabo la Agencia Tributaria es un modelo de administración moderna y telemática... En fin... es lo que hay. Por lo menos el proceso de devolución suele ser rápido y eficaz.

12 comentarios:

anmar dijo...

El programa de cálculo de retenciones hace años que es multi plataforma.

Vienen haciendo la misma chapuza de empaquetado cada año, así que que funcione en tu ordenador es otra historia.

Jose L. Marin dijo...

Yo no me había dado cuenta hasta este año. Si no es su "primera vez" me quita la ilusión que vayan mejorando para futuras ediciones.

Anónimo dijo...

Sólo escribo para agradecerte sobremanera el enlace que has publicado para descargar los datos fiscales.

Tras horas de problemas para descargarlos desde el programa de la renta, en dos minutos has conseguido arreglarlo.

Jose L. Marín dijo...

De nada. Me alegro de haberte ayudado. Al menos el tiempo que perdí yo hasta que di con este "apaño" ha servido para algo más que para solucionar mi problema. Espero que en futuras campañas de la renta lo corrijan.

josean dijo...

Aquí podeis leer otro artículo interesante sobre la campaña de Renta 2006 y los problemas de la presentación telemática

aficionada dijo...

Advierto, esto mas que un "comentario" parece mas un capitulo completo..., lo siento.

La verdad es que la cuestion tecnica se me escapa un poco, o bastante. El caso es que con mis escasos conocimientos informaticos este año me dispuse a confirmar el borrador, previa rectificacion de un pequeño desajuste. No pense tener problema ya que el año pasado fue rapido y sencillo (algo doloroso si, por eso de que todos los años pago, pero bueno).
Pero parece ser que este año se me complico algo mas la existencia.

Como persona civilizada opte por hacerlo en casa y no en el trabajo, que queda muy mal. Me puse manos a la obra y todo fue bien casi hasta el final. Consulte mis datos, rectifique el borrador y, cuando iba a confirmarlo y pagar religiosamente, error. No se decir exactamente en que consistia dicho error, pero parece que o no tenia algo instalado o alguna cosa iba mal... Pense que era del equipo y, a grandes males grandes remedios, le birle el portatil a mi padre (es mi version mas sofisticada del cambio de configuracion). Mismo error.

Tercera opcion, hacerlo en el trabajo (el año pasado habia sido mi primera opcion y me fue bien...) No tenia yo mucha confianza ya que seguro que el tema administrador-usuario, fijo que me daba problemas. Efectivamente, error.

Como me negaba en rotundo a recorrerme media ciudad buscando una sucursal de mi banco (esa es otra cuestion que debo cambiar), aproveche otra opcion que indicaba la amable carta de la Aeat: la web de mi banco. Perfecto, ofrece la opcion de confirmar el borrador. Y alla voy, confirmado. El caso es que no me puedo creer que sea tan sencillo y, desconfiada y agonias que es una (lo reconozco), lo consulto varios dias despues en la web de Hacienda. Pues sigue apareciendo como pendiente de confirmar..., sera que he hecho algo mal? Estos chicos suelen ser rapidos. Yo tengo un certificado provisional, deberia bastar, no? Pero es que eso de "provisional" mosquea.

El paso siguiente es llamar al banco. "Es que yo aqui no puedo ver el estado de la operacion... A ver su NIF..., si, si figura como pagado..." (Todo eso ya lo sabia yo, que a consultar mi saldo, llego...) "Pruebe con Hacienda"
Disciplinada que es una, busco el telefono. Por fin logro contactar con un agente (soy una ceniza y de todas las opciones que hay, no vale ninguna, que raro...) y, sorpresa, me temo que se yo mas que el.

El caso es que, aunque tengo la practica certeza de que he tributado como una bendita, en estos momentos es "provisional"..., enfin, como el cargo en cuenta si que es "definitivo", digo yo que no habra problema...?
Despues de este rollo, parece que voy a decir que el año que viene imprimo la declaracion, la firmo con mi boli bic y me voy a la sucursal, alla donde este, pero no, no lo hare. Seguro que lo seguire intentando (uno de cada dos, deberia irme bien, no?)

Enfin, seguro que todas estas cosas me pasan por cabezona, agonias e ignorante, pero bueno, ahi queda mi humilde aportacion al mundo de la presentacion telematica...

Jose L. Marin dijo...

Gracias por compartir tu experiencia con nosotros. Me consta que no eres la única que ha tenido el tipo de problema que describes, o sea, todos los problemas posibles.

Si finalmente decides presentarlo a boli y quieres ejecutar una venganza fina lo que debes hacer es seguir los siguientes pasos:
1. comprar el formulario en un estanco.
2. hacer las cuentas con el programa.
3. escribir todos los números en las casillas correspondientes de la forma menos clara posible (algún tachón también ayuda)

Si te sale a pagar, no te importa mucho que no lo entiendan y los tendrás entretenidos un buen rato. Casi tanto como ellos a tí este año. Te llevará algo de tiempo pero piensa en lo que vas a disfrutar contándolo a tus amigos.

Ya en serio, esperemos que al año que viene mejoren un poco y aprovechen la experiencia de los usuarios para corregir estos errores, que nos suponen montones de horas perdidas a todos.

En realidad lo primero que deberían arreglar es el enfoque con que abordan el problema (aunque se les considere un ejemplo, lo cuál no comprendo). La mayor parte de los problemas que has descrito se solucionarían si en vez de invertir enormes recursos en distribuir programas defectuosos (el programa PADRE lo es) decidiesen por fin que la web es la plataforma que deben usar. De todos modos seguro que hay razones que se me escapan, porque como no entiendo nada de esto... :)

Anónimo dijo...

Ufffff, gracias por publicar la dirección, me has ahorrado muchos quebraderos de cabeza.
Ya lo he descargado, ahora voy a intentar incorporarlos.
Un saludo.

Anónimo dijo...

OJOOO!!! Soy el anónim de antes, mirar que hay un error en la url y te descargas el fichero de 2006, hay que cambiar ese 6 por un 7 en la dirección!
Estaría bien que lo corrigieras en la entrada para los que no lean los comentarios.
Sludos de nuevo.

Jose L. Marin dijo...

Hola anonimo.

La verdad es que la URL es correcta. Al menos lo era el año pasado cuando publiqué el artículo :)

En cualquier caso muchas gracias por indicarnos que la solución sigue funcionando cambiando el año.

Lamento que no hayan corregido el problema en esta campaña :(

Un saludo

Juan Miguel Sosso Prieto dijo...

Esta es la URL para la renta de 2013:

https://www5.agenciatributaria.gob.es/es13/h/ie3dfdes.html?nif=*NIF*&ape=*APELLIDO*&dir=*CARPETA*&pdp=s&idi=es&ejf=2013

José María Pelegrín López dijo...

¿Hay alguien tan amable que tenga la URL para 2014? He intentado utilizar la del 2013, sin éxito...

Gracias!!!